viernes, 4 de septiembre de 2015

En medio del cielo azul aparece Cristina mi heroína

Cuando sentía que me ahogaba en la intolerancia  y en la falta de respeto a la diferencia de pensamientos, y miraba como la decepción me ganaba una amistad...  la vida me premió con una experiencia maravillosa entre cerros verdes y rocosos invadidos del fuerte Ichu.

A poco más de 3000 msnm está un pequeño anexo en Ayacucho.  de nombre Piccaracassa, un pueblo en extrema pobreza pero tan hermoso por su esperanza  y además poseedor de una historia digna de ser contada.

Piccaracassa  dueña de un cielo totalmente azul profundo nos recibió  para presentarnos a su heroína...una mujer con armadura de sueños, capaz de enfrentar hasta los mas terribles fantasmas ajenos, posee las armas de la razón, la pasión  y el corazón. Y lucha con tal vehemencia como que si de ello dependiera su vida entera.... Cristina es una guerrera de las alturas y de los fríos extremos...

La heroína de esta historia es la única profesora del área, madre soltera que ve a sus hijos en Huamanga los fines de semana y recorre kilómetros en bus y varias horas a pie  para  ver a sus otros hijos, sus alumnos que la esperan en medio de la nada y con la ilusión infinita que caracteriza a los niños.

Enemigos hay muchos en esta historia, uno de los principales es la malvada helada que malogró su pequeño huerto en donde todas las hortalizas eran exclusivamente para el consumo de sus alumnos. Otro enemigo peligroso es la resistencia al cambio, la ignorancia y otros miedos al desarrollo de la misma comunidad. Y por último, la terrible y rastrera artritis que en época de friaje se acentúa mas.

Cristina con una sencillez exclusiva de los grandes de la historia, ha tenido innumerables batallas ganadas, logró en estos ocho años en Piccaracassa, traer agua entubada al pueblo así como la construcción de una ducha comunal, ha logrado traer proyectos educativos para incentivar la lectura en sus niños, ha conquistado corazones de acero y mentes cerradas  y mientras la escuchaba hablar con tanto amor y firmeza  de su forma de ser feliz, me preguntaba a mi misma cuántas veces esta mujer habrá llorado intentando que los niños no la vean, cuántas veces habrá gritado en silencio tantas frustraciones, tantos dolores, cuántas veces habrá sonreído cuando lo que quería era hacer todo lo contrario...  y sin embargo estaba delante mio sonriendo emocionada narrando la gran aventura que es su vida. 

Esta heroína como casi todas, es una mujer solitaria ... cada renuncia a nivel personal, cada carencia  es para ella un escalón hacia arriba... Cristina linda, tu estás más arriba que muchos con corazones amarillentos que dicen ser felices, tu historia inspira solo cosas nobles, te encontré en el momento preciso y te juro que en este encuentro yo gané mas que tú. No te dejes vencer nunca Cristina, eres mi heroína!

(He cambiado el nombre de la heroína y los lugares por temas de privacidad y seguridad)



1 comentario:

  1. Precioso reconocimiento a una mujer valiente, entregada y que cree en que la educación es la única manera de evolucionar....pensar, leer, aprender para darles las herramientas a los que vienen detrás. Admiro como esa mujer cree firmemente en lo que hace.
    Pues sí, seguro que todos los que se acercan a Cristina ganan.
    Un abrazo,

    RODY


    ResponderEliminar