viernes, 27 de abril de 2018

Tocan a una, peleamos todas!


Estamos hartas de palabras de solidaridad frente a lo sucedido el martes en la noche en un bus en Miraflores, de promesas de cambio en las políticas, de que se deslinden responsabilidades en el Estado, de la inutilidad del Poder Judicial de este país, de que nuestras denuncias por violencia sean desestimadas, de las coberturas mediáticas morbosas, leer cifras espeluznantes de violencia de genero: 32 feminicidios en lo que va del año, número mas alto que el del 2017
Esta bien indignarse y solidarizarse en redes pero en qué va cambiar la actual situación de violencia a las mujeres?  ¿De qué  sirve tu like o tu corazoncito o tu carita triste  si nos siguen vejando, nos siguen humillando, nos siguen matando? 
A ver los señores de "Con mis hijos no te metas", acaso Eyvi y Emeralda, y Yaqueline, y Brigitte y Elsa y cuantas otras mas mujeres que fueron victimas de feminicidio, no son nuestras hijas también? No hay pronunciamiento de ustedes al respecto, ¿Por qué no marchan el 5 de mayo por ellas, por nuestras hijas que han sido, quemadas, asesinadas, violadas, golpeadas? 
Puedo entender que la gente discrepe en el futbol, acepto que no todos pensamos igual en cuanto a la religión y que nunca nos pondremos de acuerdo en cuanto a la política. Pero por favor lo que no acepto ni debe nadie aceptar es que discrepemos y nos centremos en discusiones ridículas y sin sentido en la actual coyuntura: "no es feminicidio, no es un caso de machismo, no es violencia de genero, era un loco, el acoso también lo sufren los hombres... las mujeres radicales son unas Feminazis, etc, etc etc..." Déjenme decirles que el nazi se lo meten por donde les plazca, (aunque mi hija me sugirió que escribiera la palabra de cuatro letras pero no acepté), el Femi me lo quedo yo!
¿Cómo puede ser posible que una mujer del siglo XXI  pueda decir "ay fulanita te felicito por el maridito que tienes, porque detrás de todo hombre hay una gran mujer??? ¿Cómo puede ser posible que tenga que escuchar a unas madres, mientras esperaba en el entrenamiento de mi hija, hablar de otra adolescente, mírale la ropa de baño por atrás, se le mete en todo el tremendo .... que se maneja, seguro le gusta que los hombres la miren y alucinen con ella, porque el hombre es hombre." ¿ Saben qué? ¡Me dan vergüenza, me dan asco, y nauseas!!! 
Hay tanto por cambiar en casa, el chip de nuestros pensamientos, en nuestras conversaciones, en los colegios de nuestros hijos, en las universidades, en nuestros puestos de trabajo, hay tanto por hacer... y no se hace nada...
No se si la violencia de género va a parar en un futuro cercano, pero déjenme decirles que  en las redes no está la solución.

No hay comentarios:

Publicar un comentario